In English Pida Una Cita

Información Baja Visión

La baja visión es un término utilizado cuando las necesidades visuales de un paciente exceden sus capacidades. Cerca de 14 millones de americanos viven con alguna forma de impedimento de la vista. Las causas más comunes de la baja visión son degeneración macular, glaucoma, diabetes y cataratas.

Con el tiempo, los pacientes pueden notar que se les hace más difícil leer letras pequeñas, aún mientras usa los anteojos, o se les puede hacer más difícil ver los nombres de los negocios o nombres de las calles. Los colores pueden no aparecer tan brillantes, los objetos pueden perder contraste o todo puede parecer un poco más oscuro u opaco de lo que eran.

Las personas quienes tienen problemas visuales las cuales no pueden ser resueltas con el uso de anteojos correctivos, un procedimiento quirúrgico, o tratamiento médico pueden beneficiarse de los servicios de baja visión. Aún aquellos quienes han experimentado una pérdida mayor de la visión debido a una enfermedad o herida pueden recuperar una mayor calidad de vida con los servicios de baja visión.

Evaluación de Baja Visión

Todo paciente es único. Así como hay muchas causas diferentes para problemas de la visión, hay igual número de maneras en que la baja visión puede afectar la vida de una persona. Tomando una historia completa de la visión y médica y haciendo algunas preguntas pertinentes, se puede efectuar una evaluación adecuada del impacto que la baja visión tiene en la vida cotidiana. Los ejercicios rehabilitadores de la vista pueden ser recomendados, entrenamiento en el uso de apoyos visuales y grupos de apoyo específicos para aquellos con baja visión. Las áreas de dificultad visual y sus causas luego pueden ser atendidas, así como las metas del paciente y expectativas realistas. Numerosas opciones están disponibles para ayudar a los pacientes lograr la máxima función visual posible.

Apoyo y Dispositivos para la Baja Visión

Los servicios de baja visón incluyen un número de dispositivos asistenciales a ser utilizados en actividades típicas. Estas pueden ayudar a mantener una independencia personal y colocar la visión que si tiene el paciente a su mejor uso. Ciertos dispositivos pueden ayudar al paciente realizar algunas tareas a una distancia visual particular. Algunos ejemplos son:

  • Lupas, las cuales pueden ser manuales, colocadas alrededor del cuello o fijadas a los anteojos para que la lectura de pequeños artículos tales como periódicos y menús de restaurant sean nuevamente cómodas. Algunas lupas suministran niveles múltiples de aumento o contienen una luz incorporada.
  • Apoyos visuales para conducir, tales como accesorios telescópicos especiales y anteojos anti reflejo que pueden hacer la operación de un automóvil una posibilidad para algunos pacientes con problemas visuales.
  • Apoyos visuales para computador incluye tales artículos como teclados con letras grandes, lupas de texto y opciones de audio lector.
  • Apoyos electrónicos de lectura para uso en el hogar o versiones portátiles para llevar consigo y hacer que las pequeñas letras sean más fáciles de ver.
  • Apoyo para caminar pueden suministrar estabilidad y aumentar la seguridad, lo cual realza la libertad y la movilidad.
  • Apoyos visuales para distancia son anteojos especialmente diseñados que pueden ayudar a los pacientes ver la televisión, películas y eventos tales como conciertos o deportivos mucho más claramente. Los anteojos bifocales, trifocales o de prisma pueden ser coadyuvantes al permitir las partes más fuertes del ojo hacer su trabajo visual.
  • Apoyo para vivir independiente, tales como relojes con grandes números, televisores de circuito cerrado, teléfonos con teclas grandes e iluminación anti reflejo y flexible son muy convenientes e útiles para el logro de tareas diarias.

Las estrategias terapéuticas que realzan las destrezas visuales aprovechan mejor la visión retenida son también una opción. El entrenamiento visual puede maximizar la visión restante que tiene una persona mediante la enseñanza de cómo no ver a través de un punto problemático, como el agujero macular. En su lugar, el entrenamiento se enfoca en redireccionar al ojo ver objetos desde el costado.